About

Empiezo hoy sin mucho tiempo lo que espero se convierta en una potente herramienta de retroalimentación. Un espacio totalmente libre por supuesto y que busco enriquecer con el apoyo de quienes tengan la amabilidad de visitar el sitio.
Desde Guadalajara, Jalisco, México, tierra donde el PAN ha gobernado durante 15 años ininterrumpidos y está empeñado en crear un estado confesional y católico usando todos los elementos que ofrece el poder, este blog estará centrado en el imposible empeño de ofrecer todos los ángulos acerca de la realidad social y política que se vive cada día.
Saludos
Juan Carlos

Una respuesta

  1. ¿Por qué lo hizo?

    Fuerte en la adversidad

    Yo creo que muchas de las interpretaciones de la angustia que debe haber vivido Carlos Briseño Torres están embebidas de experiencias personales.
    Constituiría una tarea tentadora la de averiguar hasta que punto han determinado las circunstancias de los hechos que a últimas fechas habría vivido Briseño Torres, unido a las propias vivencias de su personalidad y si, en ésta, se hallan los componentes para la toma de su decisión.
    Parece ser, decía Mounier, que la mayor parte de los existencialistas “hombres nerviosos, abiertos por su emotividad a la percepción abierta del ser, padecen una susceptibilidad particular a la usurpación del ser sentido como alteridad de su yo receptor”.
    Puede ser que esta debilidad original haya sido, precisamente, la que ha conducido a Briseño Torres de gran temperamento a tener la decisión que lo llevo a la muerte, tal vez, por su valor de compromiso; lo mismo que el defecto de un sentido o una cualidad lo que nos empuja frecuentemente a tomar decisiones que no siempre tenemos la oportunidad de corregir.
    Mucho dará de que hablar sobre la angustia que sucumbió a Briseño Torres.
    ¿Quién no ha tenido una angustia en alguna época y se ha visto socavado por ella?
    Y tal vez podría ser posible preguntarnos que el hombre viviese angustiado, lleno de temor, socavado por la angustia, debemos, tal vez, tomar en cuenta la presión psicológica y laboral que vivió los últimos días Briseño Torres, el hombre contaba, con un sistema paliativo de la angustia, constituido por su idea del mundo y de su propio destino. La sociedad lo transformó, aquel mundo de ideas periclitó de un idealista que se propuso la tarea de transformar a la Universidad de Guadalajara y, contra lo que se suponía, aquello fue su decadencia, su cataclismo.
    Tal vez la enfermedad lo trastorno. Los grandes renovadores – decía Nietzsche- son todos sin excepción, enfermos y epilépticos. Lo cual no es verdad general, pero sí en algunos casos. Briseño Torres tenía un largo y lento dolor que dura y quema como una leña verde. Muchos serán los componentes morbosos en el análisis de la vida interior que ha conducido a la toma de su última decisión, que lo llevo a terminar con su existencia.
    Hitos liminares pueden considerar que tal vez llegue otro hombre de ideas como Briseño, que se proponga transformar lo que ocurre dentro de la Universidad de Guadalajara; pero significa solamente el comienzo de la última etapa porque los albores del proceso son bastante más lejanos.
    La existencia es un puro compromiso…

    H. Alejandro González Zamora
    Monte Olivette 177
    Independencia Poniente
    44290
    halexglezz@yahoo.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: